Visitas:
22 de Agosto 2017
CONCIERTOS Y MILONGA EN EL BARRIO
El Mundial de Tango 2017 pasó por Resurgimiento
Escribe: Dafne Strobino Niedermaier
Copyright © 2013 nuestrobarrioweb.com.ar - Medio Digital Comuna 11 y 15 – Todos los Derechos Reservados

Durante dos semanas, en diferentes puntos de la Ciudad, se celebró el Mundial de Tango 2017, que comprende la máxima competencia de este baile típico porteño.

Se realizó el 18º Festival y Mundial de Tango en distintos espacios de la Ciudad de Buenos Aires entre el 10 y 23 de agosto. Bajo la organización del Ministerio de Cultura de la Ciudad y la dirección artística de Gabriel Soria, este festival porteño rindió homenaje a la música ciudadana y propuso un recorrido por su historia, pero también apuntó a dar a conocer a nuevos representantes.
El Centro Cultural Resurgimiento, ubicado en Artigas 2262, en el barrio de Villa General Mitre, tuvo el honor de ser una de las sedes, hubo conciertos y una milonga con exhibición los sábados 12 y 19 y el domingo 20 de agosto.

El sábado 12 se presentó Tango a tres bandas con los cantores Jesús Hidalgo, Hernán Genovese y Esteban Riera quienes tienen algo en común: comenzaron sus carreras artísticas en los años 90, fueron ganadores del certamen Hugo del Carril y cada uno hoy tiene su proyecto como solista. En 2010 se unieron para hacer este espectáculo que les permite recorrer momentos históricos del tango canción.

El mismo sábado participó Analía Goldberg Trío. Conformado por tres intérpretes representativos de la actualidad, este trío propone una nueva sonoridad dentro del cancionero popular. Analía Goldberg, pianista y compositora, el bandoneonista Santiago Polimeni y el cantor Walter “Chino” Laborde se juntaron para armar un repertorio de grandes tangos y compartir desde el escenario la complicidad de una generación musical de hoy.

El siguiente sábado, el 19, fue el turno del espectáculo “Fausto tras el espejo”. La compañía de danza Reve Rouge Dance Company presentó su última obra, una adaptación de Fausto, de Goethe, para dos bailarines de tango y un bailarín de danza contemporánea. La obra transcurre en Buenos Aires, expresada a través de la música de la nueva generación. Con dirección y actuación de Cristian Miño y la actuación de Andrés Baigorria y Michaela Böttinger.

Más tarde llegó la Milonga con DJ Lucía Plazaola. Se armó una gran milonga donde se bailaron clásicos de todas las épocas. La exhibición estuvo a cargo de Toto Faraldo y Ruth Manonellas.

Para concluir el domingo 20 se presentaron “Los hermanos Rivas” que, con más de 50 años de carrera, fue la primera vez que actuaron dentro del marco del Festival. Osvaldo y Néstor Rivas comenzaron con las serenatas de barrio y, luego de tocar junto a don Adolfo Berón, comenzaron su carrera solista, recreando el difícil arte guitarrístico de acompañar cantores. Hubo tangos, valses y canciones criollas.

El cierre en Resurgimiento fue de la mano de “Piantao Tango”, el quinteto, con la voz de Patricia Daló, que fue formado hace pocos años por el baterista y compositor Diego Tozzi, con la idea de recrear en este formato la obra compuesta por el maestro Horacio Ferrer junto a grandes músicos. En este concierto presentaron un adelanto del nuevo disco con algunos textos inéditos del duende-poeta.

En esta edición hubo más de 200 actividades, cientos de conciertos y competidores de más de 40 países disfrutando del tango en 34 sedes de la Ciudad de Buenos Aires. Además, se sumó una nueva sección llamada “Miradas de Mujer” destinada a destacar y reconocer a intérpretes y compositoras que abren nuevos caminos en la expresión tanguera.

El Mundial y Festival de Tango se organiza desde 2009, miles de bailarines y público de todo el mundo llegan a la Ciudad para ser parte de esta competencia que ya es un clásico. El festival ofrece actividades gratuitas desde recitales, exhibiciones, clases y espectáculos hasta una feria de productos temáticos. Para el cierre está la definición más esperada: el baile que corona a la pareja campeona. Entre las categorías de ‘Tango de Pista’ y ‘Teatro Escenario’, un inmenso despliegue de talentos garantiza diversión y emoción.